Habitación infantil. Consejos Deco desde el nacimiento hasta los 8 años

A la hora de decorar una habitación para tus hijos, hay tres momentos claves que debes tener en cuenta para su reforma: 1) sus primeros meses de vida (recién nacido), 2) cuando su habitación se convierte en una zona de juegos y 3) cuando tu hijo o hija adquiere mayor independencia.

Primera etapa

En su primera etapa, buscamos un espacio cómodo con colores neutros que invite a descansar. En cambio, cuando nuestro bebé crece y ha empezado a dar sus primeros pasos, es importante introducir colores y figuras que fomenten su imaginación.

Es una etapa que dura unos dos o tres años solamente, pero donde los elementos decorativos pueden llegar a ser completamente diferentes. Uno de los recursos más utilizados durante estos primeros años es aplicar papeles pintados.

Con tan sólo cambiar el papel, podrás disfrutar de una habitación completamente nueva sin necesidad de gastar mucho dinero.

Desde pintar la pared con tonos suaves hasta poner un papel decorativo con estampado de rayas o formas geométricas puede ser una bonita forma de recibir al bebé con mucho estilo.

Si eliges un bonito mural no necesitarás mucho más para destacar.

Incluye en la lista una cuna de madera junto con un sillón de mamá y cambiador en tonos blancos. Para la ventana bastará con un visillo sencillo en tono claro.

Segunda etapa

Con el paso de los primeros años, tu bebé crecerá y acumulará muchos juguetes con los que divertirse. En esta etapa, deberás incluir muebles de almacenaje, soporte para libros, cojines infantiles, tipis o cabañas… así como su primera camita.

Si sigues la filosofía Montessori, es posible que busques muebles adaptados a su tamaño y que den autonomía al bebé.  

El color comienza a formar parte del dormitorio y se mezclará con las imágenes o peluches de sus dibujos preferidos. Los vinilos o pegatinas de Disney o con súper héroes puede ser una fantástica idea renovar los muebles blancos y sencillos de la primera etapa. Podrás reciclarlos pintándolos con los colores preferidos de tus hijos.

Tercera etapa

A partir de los 5/6 años y hasta los 10, la habitación de tus hijos deberá prepararse para su privacidad, personalizando cada elemento decorativo según sus gustos y hobbies.

Podrás elegir un dormitorio fantasía y personalizar cada detalle bajo esta temática. También elegir un espacio donde predomine la aventura e introducir dinosaurios a su alrededor.

Todo dependerá de tu hijo/a.

Durante esta etapa antes de la adolescencia, los muebles que seguirán predominando serán los de almacenaje de juguetes, aunque es recomendable incluir también su primera mesa de estudio para hacer deberes.

Si has eliminado el papel infantil de la pared, una idea que me ha gustado mucho es poner listones de madera para reformar la habitación.

Es un elemento sencillo, económico y muy elegante.

¿Te animas?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.